martes, 10 de marzo de 2009

Penélope Cruz inscribió su nombre en la memoria de los premios Oscar al ganar el galardón a Mejor Actriz de Reparto ,el vestido que lució también tiene su propia historia.


Creado hace 60 años por Pierre Balmain, la actriz lo "descubrió" hace ocho años en una tienda, pero fue hasta este 2009 cuando pudo lucirlo. Lo vio por primera vez en una tienda llamada Lilys hace ocho años y se dijo a sí misma que algún día volvería a por él y así lo hizo una semana antes de la Gala de los Oscars.


En el número 9044 de Burton Way, en Beverly Hills (Los Ángeles), se encuentra Lily et Cie, una de las mejores tiendas de ropa vintage del mundo. Allí fue donde la actriz Penélope Cruz encontró el fabuloso vestido blanco roto de encaje drapeado de los años 50 con el que pocos días después recogió el Óscar.



La tienda, está regentada por Rita Watnick, según quienes la han conocido,un personaje excéntrico, arrogante y un poco alocado. Qué menos para una mujer que lleva 30 años coleccionando bolsos, joyería y vestidos del siglo pasado y que trabajó en su juventud para Cartier y Valentino. Fue por aquel entonces cuando comenzó a coleccionar vestidos para más tarde montar la tienda, en ella se conserva una colección de más de 100.000 piezas vintage. Piensa en cualquier diseñador que haya influenciado, aunque sea mínimamente, el mundo de la moda y encontrarás una pieza de él en la boutique de Watnick. Piezas únicas de Pertegaz, Balenciaga, Chanel, Valentino, Givenchy, Yves Saint Laurent, Chistian Dior...

Watnick, la dueña ,explica en una entrevista para una importante revista de moda; No esperes encontrar ropa 'normal' con precios asequibles, "Son piezas únicas, piezas de museo". De hecho, no quiere que mires demasiado entre lo que tiene expuesto. "Ahí no está lo bueno. Lo realmente impresionante está en estas cajas", se apresura a decir. Los más de 50.000 vestidos que componen la colección están guardados en cajas blancas, en enormes estanterías que componen la trastienda. La selección cuenta con piezas tan especiales como un Coco Chanel de los años 30.
Es imprescindible para conservar el buen estado de las piezas vintage que no se cuelguen en perchas y que no se cubran de plástico. Así que ya sabes: si quieres conservar un vestido de tu abuela, ni se te ocurra meterlo en el armario como uno más. "Siempre en cajas. Y de vez en cuando lo sacas y lo dejas respirar. Como si fuera un ser humano", sentencia la experta.


En cuanto a la opinión de la dueña de Lilys at Ciesobre el vestido blanco de Balmain, se dice que esta no quiere ni oír hablar de los comentarios que apuntan a que Penélope se presentó en la gala vestida de novia. " eso sólo puede pensarlo alguien que no esté educado en moda".
Dejando a un lado nuestra influencia cultural es cierto que podemos decir que el blanco no significa novia. Es simplemente un color elegante. Y mucho menos quiere hablar del precio del vestido —los rumores apuntan a que ronda los 100.000 dólares—. "Nadie sabrá nunca lo que costó el vestido. Lo importante es que es una pieza única y especial y que Penélope estaba fantástica"

1 comentario:

Rocio dijo...

Interesante :) A mí me gustó mucho el vestido, de lo mejorcito de la gala.
Besitos